May 21, 2009

Extrañas coincidencias.

Hace poco, un nuevo amiguis de la escuela (excompañero de laboratorio aka. Spike, aka. mi hijo), me comentó que tenía una amiga que se parecía mucho a mí. Y luego que dos. La verdad es bien raro que me saquen parecido con alguien (que no sean de mi familia porque soy el clon de mi papá) así que me intrigó pero allí quedó. Después en el messenger (ahhhhh la tecnología) me presentó a la susodicha, no teníamos tres líneas de "hola, orale chido como estás" cuando ya teníamos en común que cumplíamos años el mismo mes, (pero ella es menor que yo) y darle lata al mencionado amigo, el cual se dio cuenta que a lo mejor no era tan buena idea andar presentando gente que muy probablemente se llevará muy bien (ohhh benditas alianzas instantáneas). Sin embargo, y a pesar de la lata que le dimos, al rato me presentó a la otra gemela de ambas. Entre las tres y desde entónces agarramos un pijamaparty virtual, y festejando nuestras babosadas y nuestro ocio ps, -obviamente- abrimos un blog jajajaja.

3 comments:

Apocalypse Girl said...

es verdad... yo tampoco le hice mucho caso al probe de Daví cuando me dijo eso de los parecidos, pensé q estaba loco (naah!) pero si, luego la tecnologia esa diabólica nos ensartó... pero se me hace genial, conocer a gente como uds y darme cuenta que esta patita fea tiene familia, no muy lejos y sí muy hermosa

Chachis said...

jo jo, creo que nuestra comunicación traspasa blogs, ya platicamos en todos! ja ja
Arriba las viejas raras!

omaru said...

Las kurunis se multiplican snif.. snif jaja